Cómo pintar una puerta exterior de metal - Consejos para la decoración y pintura del hogar

Cómo pintar una puerta exterior de metal



Tengo bastante experiencia con la pintura, ya que he pintado de todo, desde habitaciones hasta muebles... y cualquier otra cosa que puedan imaginar. Siempre logré excelentes resultados, salvo por una ocasión: aquella vez en que pinté la puerta principal de mi casa. La puerta en cuestión es de metal y recibe una buena dosis de sol por la tarde. En consecuencia, el metal se calienta a temperatura de horno y, con el tiempo, la pintura se va deteriorando.

pintura de exteriores

Green Beginnings

Cuando mi esposo y yo compramos la casa, la puerta estaba pintada de verde. Luego de algunos años, la pintura comenzó a cuartearse y el acabado dejó de lucir bien. Cuando la gente llegaba a nuestra casa y veía la puerta principal, a menudo nos preguntaba cómo habíamos logrado darle esa apariencia; el estilo "laqueado resquebrajado" estaba de moda en ese momento. Debía explicarles que no era algo intencional, solo una "falla de la pintura". Los profesionales en la materia me dijeron que usar un color más claro podría ayudar. Probé varios colores más claros, pero quería un color clásico que combinara con la fachada de ladrillo y el revestimiento de color tostado en el resto de la casa.

Después de aplicar la técnica de prueba y error en muchas combinaciones de bases y pinturas durante años, descubrí una fórmula exitosa. La probé el verano pasado en la puerta lateral externa de mi casa, que también es de metal y está expuesta al sol tanto como la principal. No se han producido grietas.

Así que esta primavera, me propongo hacer lo mismo en la puerta principal.

Cómo pintar una puerta exterior de metal


Suministros necesarios:
Base gripper Glidden (blanca o gris, dependiendo del color de pintura elegido)
Glidden Premium Exterior Paint in a Semi-Gloss Finish
Rodillo de espuma y cubierta de rodillo
Bandeja de pintura para rodillo
Brocha angular de 2″
Mezclador de pintura
Removedor de pintura (si es que pinta sobre una puerta de metal cuya pintura esté agrietada o descascarada)
Guantes para remover la pintura
Lija (recomiendo lija de grano de 150 a 180)
Rascador
Telas protectoras (yo uso cajas cortadas en lugar de telas protectoras)

Tenga en cuenta lo siguiente si decide pintar la puerta sin sacarla de lugar:
  • Si tiene pensado conservar los herrajes, es más sencillo sacarlos de la puerta antes de empezar a pintar. (Yo no retiré los herrajes de la puerta que iba a pintar porque ya tenía pensado cambiarlos por otros.)
  • Siempre pinte a la sombra, nunca expuesto al sol.

Paso 1. Cómo preparar la puerta para aplicarle una nueva capa de pintura

Si su puerta tiene pintura vieja, lo que deberá hacer dependerá del estado en el que esté la pintura. Si el acabado de la puerta no tiene agrietamiento ni descascaramiento sino que, sencillamente, necesita una nueva capa de pintura, solo es necesario lijar suavemente la superficie* y limpiarla, luego de lo cual puede aplicar una capa de Glidden Premium. Si la pintura de la superficie está agrietada o descascarada, será necesario removerla con un removedor de pintura o una pistola de aire caliente. Yo decidí usar un removedor químico. Al usar un removedor de pintura, es fundamental tener cuidado de no dañar el metal de la puerta con rayones ni hacerle hendiduras. Yo seguí las instrucciones que figuran en las etiquetas de latas que ya había usado en proyectos anteriores.



Es una tarea que genera desorden y suciedad, pero es un paso necesario si quiere que la nueva capa de pintura se adhiera sin problema al metal.

Paso 2. Lijar* y limpiar

Una vez que haya removido toda la pintura, lije* todas las áreas en las que la pintura no haya salido, luego lave la puerta con limpiador TSP y enjuague bien. Deje secar.

Paso 3. Aplicar la base

Aplique una capa de base gripper Glidden sobre las superficies planas de la puerta. Use una brocha angular para pintar cualquier área donde haya paneles en bajo relieve. Deje secar.

Consejo: si decide usar una pintura de color oscuro, use la base gripper Glidden en color gris o pida en la pinturería que le añadan color gris a la base gripper Glidden de color blanco. Esto ayudará a reducir la cantidad de capas de pintura necesarias para lograr una cobertura total.

Paso 4. Pintar

Aplique con rodillo una capa liviana de pintura de exteriores sobre las superficies planas de la puerta. Use la brocha angular para pintar cualquier área donde haya paneles en bajo relieve o biselados. Deje secar.



Así luce la puerta con una capa liviana de pintura sobre la base gripper Glidden de color gris. Una vez que se seque la primera capa, añada una segunda capa liviana de pintura y deje secar. Haga retoques si es necesario.



Con la incorporación de un nuevo y brillante herraje, mi puerta principal luce mejor que nunca.



Como siempre decimos, ¡la seguridad es primordial!  Consulte la etiqueta del producto, la hoja de datos técnicos (TDS) o la hoja de datos de seguridad (SDS) para ver las instrucciones detalladas de aplicación y seguridad.

*¡ADVERTENCIA! Si usted raspa, lija o remueve pintura vieja, puede liberar polvo que contiene plomo. EL PLOMO ES TÓXICO. LA EXPOSICIÓN A POLVO QUE CONTENGA PLOMO PUEDE PROVOCAR GRAVES AFECCIONES, TALES COMO DAÑO CEREBRAL, ESPECIALMENTE EN NIÑOS. LAS MUJERES EMBARAZADAS TAMBIÉN DEBERÍAN EVITAR LA EXPOSICIÓN A DICHA SUSTANCIA TÓXICA. Use una máscara respiratoria aprobada por NIOSH para contrarrestar la exposición al plomo. Limpie la zona expuesta cuidadosamente, usando una aspiradora con filtro HEPA y una mopa húmeda. Antes de empezar, averigüe cómo protegerse y proteger a su familia. Llame a la línea gratuita del National Lead Information Center al 1-800-424-LEAD o ingrese a www.epa.gov/lead. 
 
CHAT
Abrir Glidden Color Coach
Glidden Color Coach